Rueda de la Fortuna

Hay un arquetipo en el Tarot que es hermoso y terrible al mismo tiempo: La Rueda de la Fortuna. ¿Viste que muchos tarotistas profesionales, de esos que son muy populares y publican sus predicciones y lecturas en periódicos y revistas, no han logrado en muchos años predecir las cosas que han ocurrido en Venezuela últimamente? Hay una muy famosa, que vive fuera de Venezuela, que incluso ha fracasado estrepitosamente en sus predicciones al vaticinar la victoria electoral en elecciones presidenciales de ciertos candidatos opositores. Y muchas personas leen esas predicciones fallidas en revistas y aún así siguen creyendo en esos “adivinos”.

No hace falta mucho para entender que el Tarot en la mayoría de los casos refleja lo que la persona tienen en su propia mente. Los tarotistas que realmente le hacen honor a su arte son aquellos que logran desprenderse totalmente del tema que están investigando. Es un estado mental tan elevado y profundo en el que logras desprenderte y desidentificarte completamente de lo que tú mismo opinas y crees y esperas y quieres sobre la situación investigada. Muy pocos seres humanos pueden hacer eso en realidad. De manera que los tarotistas opositores antichavistas han estado viendo la “caída del régimen” y la “victoria de los candidatos de la MUD” simplemente porque eso es lo que quieren que ocurre. Durante años sus cartas sólo han reflejado los contenidos mentales (opiniones, deseos, temores, esperanzas) que el “lector” tenía en su propia mente.

arquetipos-del-tarot-torre-highOtras veces el inconsciente colectivo logra pasar algunas cartas que realmente tienen una conexión con la realidad real, como cuando algunos arquetipos han hecho su aparición recurrente (por ejemplo La Torre), pero entonces el lector de Tarot opositor antichavista lo interpreta según sus propios contenidos mentales. Y entonces cree que lo que la carta está vaticinando es “la caída del régimen”, etc, cuando en realidad lo que la carta está gritando en silencio es la caída indetenible del viejo modelo neoliberal capitalista. Este proceso de caída es tan lento y doloroso. Es algo que tardará siglos, a medida que la humanidad evoluciona. Las cartas muchas veces no pueden decir exactamente lo que está ocurriendo. La Torre no puede decir: este proceso de desmoronamiento tardará varias décadas y ocurrirá en varios lugares de la Tierra por turnos. La carta sólo puede mostrar su universo de significados y niveles de realidad, todos al mismo tiempo.

Los que carecen de honestidad intelectual verán lo que quieren ver. Desprenderse de lo que uno mismo quiere (o cree que quiere) como individuo, de los deseos y expectativas que la crianza y la educación sembraron en un cerebro durante décadas, de las mentiras y estereotipos que se instalaron en la mente, esos memes que tienen vida propia y que son como verdaderos parásitos mentales… desprenderse de todo esto para ver la verdad real, la verdad verdadera, es realmente duro. Las personas comunes, las personas ordinarias, básicas, indistintas, no quieren someterse a ese dolor. Sólo las personas extraordinarias se someten voluntariamente a él. Pero la recompensa es mil veces mejor que el engaño auto-impuesto. Lo que Venezuela ha estado haciendo desde 1999 es servir como ese rayo que destruye la Torre de Marfil del materialismo y del capitalismo salvaje. La Torre que se ha venido construyendo desde hace dos o tres siglos en base a la certeza incivilizada, salvaje, retrógrada, de que el progreso material ciego e irracionalmente logrado es lo primero y lo más importante. ¡Que se destruya la Tierra en el proceso! ¡Que miles mueran de hambre y de pobreza y de guerra para que unos pocos vivan en la abundancia! Así chillaron los reyes que quisieron construir la Torre y que de hecho la construyeron. Pero la Torre se cae a pedazos por un lado, mientras que otro aún se mantiene en pie con todo su poder de ilusionar y mesmerizar y cautivar y prometer. Y mientras tanto miles mueren cada año para que el lado intacto y bonito de la Torre se mantenga en pie.

arquetipos-del-tarot-fortuna-highLa Rueda de la Fortuna. Otro arquetipo que muestra lo que está ocurriendo en Venezuela desde 1999. En este arquetipo una Rueda se mantiene en pie y sobre ella un ser poderoso gobierna en belleza y abundancia. En la base un pobre impotente es aplastado por la Rueda y no le queda más consuelo que esperar a que esta gire. Y cada cierto tiempo, no muy frecuentemente, la Rueda de la Fortuna gira trastocando indefectiblemente el destino de los seres. Los que están arriba caen y pierden su poder. Y los que estaban aplastados, dominados, vilipendiados, olvidados, explotados, esclavizados, logran subir y gobernar el mundo. Mira cómo los individuos de la case alta y clase media-alta son esos arrogantes que estaban arriba en el tope de la Rueda. Mira cómo han estado cayendo desde 1999. Mira cómo se oponen ferozmente a la Revolución que los hace caer. Mira cómo la Rueda decidió girar para que los oprimidos pudieran subir y ahora son los que gobiernan el país y tienen el poder. Y mira cómo sufren aquellos que, durante décadas acostumbrados al poder, a mandar, a pisotear, no soportan estar abajo. ¡Es demasiado humillante! Lo que está ocurriendo en Venezuela es una lección espiritual tremenda, gigante, para la clase alta y la clase media-alta. Es la lección de la humildad. El entender que no siempre puedes estar arriba y que, si abusas de tu poder o lo utilizas con negligencia, pronto caes desde la cima.

Los que creen que todo esto es una maldición, no se dan cuenta de que la vida está tratando de enseñarles algo. ¡Cuán terco es el ser humano! Y quieren aferrarse al poder, a la abundancia, y arrogantemente caminan con la frente en alto sin mirar al suelo, sin darse cuenta que están pisando pequeños seres que caminan por allí. Y así han sido siempre y así siguen siendo y no aprenden la lección. Y no importa que se vayan a Europa, a EEUU, a Chile o Argentina… Donde sea que vayan, la vida se encarga de doblarle la espalda a los arrogantes. Y los que caminan así con la frente en alto, con la barbilla levantada, llenos de sí mismos, muy seguros de sí mismos, arrogantes, pretenciosos, pisando todos estos pequeños seres que viven en el piso, sufrirán penurias donde sea que vayan. Porque el problema no es el lugar donde vives. El problema es lo que tienes en la mente, lo que haces y lo que dices.

En la mecánica de la Rueda de la Fortuna está la clave para que la Revolución pueda renovar su poder. Los que han logrado remontar la Rueda están ahora en su apogeo. ¿Cómo mantenerse allí? Si se aferran, caerán cuando la Rueda vuelva a girar. La clave para mantener viva la Revolución es renovar a los que están en el poder. Mantener el flujo de seres desde la base hasta la cima. Seguir sacando de las clases bajas y desfavorecidas a aquellos que pueden tener la oportunidad de usar el poder para el bien. Y siempre usar el poder para el bien. Mientras usas el poder par el bien, es inmune a los giras de la Rueda. Mientras usas el poder para el bien y caminas así, viendo hacia el piso, con la barbilla baja, humilde, vigilando el piso para no pisar estos pequeños seres que viven aquí… cuando caminas así, te vuelves inmune a los giros de la Rueda. Y cuando la Rueda gira y te hace caer, aceptas el flujo de los acontecimientos pero no te quedas solo. Recibes ayuda, apoyo. Cuando estés abajo soportando el peso de la Rueda sobre ti, no importa si no estás solo. No importa si no te importa el poder. No duele si eres humilde y flexible y si aceptas lo que la vida trae. Y la pobreza no se convierte en una humillación. Y la impotencia no en vergüenza.

Te lo dice alguien que de alguna manera estaba arriba y cayó, alguien que ahora está debajo de la Rueda y no se siente humillado y avergonzado. Ser pobre sin humillación. Ser impotente sin vergüenza. ¡Que lección tan terrible y tan maravillosa al mismo tiempo, como la Rueda misma! Si tú también lo aprendes, serás feliz donde sea que vivas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s